2010 – 2021, esperando la tormenta solar

Imagen Sol (27 de noviembre de 2010): http://www.lmsal.com/solarsites.ht //ver modo zoom http://zoom.it/ETdc#full

En el año 2006 se confirmó que el Sol estaba “tranquilo”, había alcanzado el Mínimo solar. Las manchas solares habían desaparecido. No había llamaradas.

Ese mismo año un grupo de investigadores, dirigidos por Mausumi Dikpati ( National Center for Atmospheric Research) anunció que se acercaba una tormenta solar —la más intensa durante un Mínimo solar en cincuenta años. “El siguiente ciclo solar será de un 30 a un 50% más intenso que el anterior”.

En los próximos años se producirá un estallido de actividad solar apenas menor que el del histórico Máximo solar de 1958. La era espacial apenas comenzaba: el satélite Sputnik fue lanzado en octubre de 1957 y el Explorer 1 en enero de 1958. En aquellos años no se podía saber si una tormenta solar se avecinaba. Hoy en día, un Máximo Solar de intensidad similar tendría un efecto notable en teléfonos móviles, GPS, satélites climatológicos y en muchas otras tecnologías modernas.

La primera tormenta solar, de la que se tiene constancia, con consecuencias visibles sobre la Tierra, fue la sufrida del 27 de agosto al 7 de septiembre de 1859, denominada “the Carrington event”, en homenaje a Richard Carrington que la observó.


Spicules pop up from the Sun [Fuente SDO, 3 de agosto de 2010]

La predicción de Dikpati no tiene precedentes. En los casi dos siglos desde que se descubrió el ciclo solar de 11 años (aprox.), los científicos habían luchado por predecir la intensidad de los Máximos futuros, y fallaron. Los Máximos solares pueden ser intensos como el de 1958, o apenas detectables como el de 1805, sin obedecer a un patrón aparente.

La clave del misterio, la descubrió Dikpati, es el Cinturón de transporte del Sol. Funcionaría de manera similar al Gran Cinturón de transporte Oceánico en la Tierra, una red de corrientes que llevan agua y calor de océano a océano, controlando el Clima de la Tierra.

El Cinturón de transporte del Sol es una corriente de gas que conduce electricidad. Fluye en un bucle que va del ecuador solar a los polos y regresa. El cinturón solar controla el clima de nuestra estrella, el Sol. Más exactamente, controla el ciclo de manchas solares.

El físico solar David Hathaway del National Space Science & Technology Center, nos explica: “Primero, recordemos qué son las manchas solares —nudos enredados de magnetismo generados por la dinamo interna del Sol. Una mancha solar típica dura apenas unas cuantas semanas. Luego decae, dejando detrás de sí un “cadáver” de campos magnéticos débiles”.


The Solar Dynamo: Toroidal and Poloidal Magnetic Fields

“La parte superior del Cinturón de transporte roza la superficie del Sol, barriendo los campos magnéticos de manchas solares antiguas. Los “cadáveres” son arrastrados hacia los polos y a una profundidad de 200.000 kilómetros donde la dinamo magnética del Sol puede amplificarlos. Entonces, los cadáveres (nudos magnéticos) son reencarnados (amplificados), se vuelven boyantes y salen a flote en la superficie”, y ya tenemos nuevas manchas solares!
Todo esto sucede con una gran lentitud. Se requieren cerca de 40 años para que el cinturón complete un bucle. La velocidad varía entre un paso lento de 50 años a un paso rápido de 30 años”.

Cuando el cinturón se vuelve “rápido”, significa que muchos de los campos magnéticos están siendo barridos, y que el futuro ciclo solar será intenso. Esta es la base de las predicciones climatológicas solares: “el cinturón se estaba acelerando en el ciclo de 1986 a 1996”, dice Hathaway, “los campos magnéticos que fueron barridos entonces, reaparecerán ahora como grandes manchas solares en el período de 2010 a 2021”.

Como la mayoría de los expertos, Hathaway tiene confianza en el modelo del Cinturón de transporte del Sol y está de acuerdo con Dikpati en que el siguiente Máximo solar será muy intenso. Pero están en desacuerdo en un punto. La predicción de Dikpati sitúa al máximo solar en el año 2012. Hathaway cree que llegará antes, tal vez en el año 2011. De cualquier manera, una gran tormenta se avecina.

http://ciencia.nasa.gov/science-at-nasa/2006/10mar_stormwarning/

http://sdo.gsfc.nasa.gov/data/

The shape of the sunspot cycle (David Hathaway, R.Wilson, E. Reichmann)

A Super Solar Flare/ NASA

The ‘Carrington Event’ 1859. Recorded at Greenwich Observatory, London

e-book: Severe Space Weather Events. Understanding Societal and Economic Impacts:

.
IMPORTANTE: La publicidad Google Adsense que aparece al final de este post no ha sido gestionada por la autora de este blog, por lo que no me hago responsable de los productos anunciados, ni me genera ningún tipo de ingresos, dicha publicidad es generada por WordPress, y a dicha empresa van dirigidas las ganancias que los “click” sobre las empresas anunciadas generen.

Krakatoa [1883] & The Scream [Edward Munch, 1893]


En el año 2004, Donald W. Olson, profesor de Física y Astronomía en Texas State University, y sus colegas Russell L. Doescher y Marilynn S. Olson, hicieron públicas en la revista Sky & Telescope, sus investigaciones y conclusiones acerca de la obra “El Grito” de Edward Munch.
Munch pintó la versión más famosa de “El Grito” en 1893, como parte de ” El friso de la Vida”, un grupo de obras derivadas de sus experiencias personales.
Este análisis proporcionaría la ubicación exacta donde Munch y sus amigos estaban caminando cuando vieron el cielo “blood-red” representado en la pintura, así como una explicación de por qué se pudo producir este fenómeno. 

Determinaron que Munch y sus amigos iban caminando por una carretera antiguamente conocida como Ljabrochausséen, actualmente Mosseveien. El puerto de Christiania (Oslo) y la isla Hovedø al fondo. Fue, precisamente, a lo largo de la barandilla de Ljabrochausséen cuando Munch se vio desbordado por la emoción.

En unas notas escritas en 1886 por Munch, en Niza, recuerda la situación que daría origen al cuadro: 

“Iba caminando con dos amigos por el paseo, el sol se ponía – el cielo se volvió de pronto rojo – yo me paré – cansado me apoyé en una baranda – sobre la ciudad y el fiordo azul oscuro no veía sino sangre y lenguas de fuego – mis amigos continuaban su marcha y yo seguía detenido en el mismo lugar temblando de miedo – y sentía que un alarido infinito penetraba toda la naturaleza”.

Después de estudiar las noticias de los periódicos de la época, e investigar los fenómenos del cielo que podrían haber creado ese efecto “rojo sangre”, Olson y sus colegas determinaron que el hecho estaba conectado con la erupción del volcán Krakatoa, que produjo crepúsculos multicolores. El volcán Krakatoa estalló el 27 de agosto de 1883.

“Early in the morning of May 20, 1883, the captain of the German warship Elizabeth reported seeing an ~11-km-high cloud of ash and dust rising above the uninhabited island of Krakatau, thus documenting the first eruption from this Indonesian island in at least two centures. Over the ensuing two months, crews on commercial vessels and sightseers on charted ships would experience similar spectacles, all of which were associated with explosive noises and churning clouds of black to incandescent ash and pumice. From a distance, the largest of these natural fanfares impressed the local inhabitants on the coastal plains of Java and Sumatra, creating a near-festive environment. Little did they realize, however, that these awe-inspiring displays were only a prelude to one of the largest eruptions in historic times. A series of cataclysmic explosions began at mid-day on August 26, and ended on August 27 with a stupendous paroxysmal eruption. On this day, the northern two-thirds of the island collapsed beneath the sea, generating a series of devasting pyroclastic flows and immense tsunamis that ravaged adjacent coastlines. The events that began on August 26 would mark the last 24 hours on earth for over 36,000 people, and the destruction of hundreds of coastal villages and towns”.

“The stratospheric cloud of dust also contained large volumes of sulfur dioxide gas emitted from Krakatau. These gas molecules rapidly combined with water vapor to generate sulfuric acid droplets in the high atmosphere. The resulting veil of acidic areosols and volcanic dust provided an atmospheric shield capable of reflected enough sunlight to cause global temperatures to drop by several degrees. This aerosol-rich veil also generated spectacular optical effects over 70% of the earth’s surface. For several years after the 1883 eruption, the earth experienced exotic colors in the sky, halos around the sun and moon, and a spectacular array of anomalous sunsets and sunrises”. Fuente Krakatau, 1883 [castellano/http://bit.ly/g1ml9N ]

Los informes recogidos por The Royal Society en Londres, muestran que el crepúsculo inusualmente rojo apareció en Noruega desde fines de noviembre de 1883 a mediados de febrero de 1884.

“Fue muy emocionante estar en el lugar exacto donde un artista tuvo su experiencia”, recuerda Olson. “La importancia real de encontrar la ubicación, sin embargo, fue determinar la dirección de la vista en la pintura. Pudimos comprobar que Munch estaba mirando al suroeste, exactamente donde el crepúsculo rojizo provocado por la explosión del Krakatoa se hizo visible en el invierno de 1883-1884″.

Fuente Astronomical Sleuths Link Krakatoa to Edvard Munch’s Painting The Scream

Más información: “When the Sky Ran Red: The Story Behind The Scream” (Sky & Telescope, February 2004, p. 28)

El Grito de Munch (doc, UCM)

http://www.edvard-munch.com/

Krakatau island (Google Maps)

Actualidad:

octubre 2010: actividad del Anak Krakatau

http://www.volcano.si.edu/world/volcano.cfm?vnum

http://earthobservatory.nasa.gov/NaturalHazards/view.php?id=39369

http://earthobservatory.nasa.gov/NaturalHazards/view.php?id=4714

AnaK Krakatua volcano (vídeo, noviembre de 2010, YouTube)

IMPORTANTE: La publicidad Google Adsense que aparece al final de este post no ha sido gestionada por la autora de este blog, por lo que no me hago responsable de los productos anunciados, ni me genera ningún tipo de ingresos, dicha publicidad es generada por WordPress, y a dicha empresa van dirigidas las ganancias que los “click” sobre las empresas anunciadas generen.

Adiós a la bombilla incandescente en 2012

En diciembre de 2008 los Estados miembros de la Unión Europea votaron a favor de la retirada gradual y progresiva, entre 2009 y 2012, de todas las bombillas incandescentes convencionales de los comercios de la UE.

Desde septiembre de 2009 se han ido eliminando gradualmente las bombillas transparentes de 100 W y todas las lámparas incandescentes no transparentes. Las bombillas más utilizadas, las de 60 W, permanecerán disponibles hasta septiembre de 2011 y las de 40 W y 25 W hasta septiembre de 2012.
vídeo – ¿cómo se fabricaba una bombilla incandescente?
La bombilla incandescente convencional es una de las formas menos eficientes de producir luz, junto con la bombilla halógena estándar. Esto se debe a que el 95% de la energía que consume se pierde en forma de calor.
vídeo – ¿cómo se fabrica una bombilla de vapor de mercurio?
Las alternativas a estas tecnologías ineficientes se encuentran en las bombillas halógenas avanzadas, las fluorescentes compactas y las lámparas tipo LED.
vídeo – ¿cómo se fabrica un tubo fluorescente?
.
Más información:
Se penalizan valores del Cos φ inferiores a 0.80, en la factura eléctrica, promoviendo productos que garanticen una reducción del gasto pasivo en energía reactiva.

IMPORTANTE: La publicidad Google Adsense que aparece al final de este post no ha sido gestionada por la autora de este blog, por lo que no me hago responsable de los productos anunciados, ni me genera ningún tipo de ingresos, dicha publicidad es generada por WordPress, y a dicha empresa van dirigidas las ganancias que los “click” sobre las empresas anunciadas generen.

“Castells” Patrimonio Cultural Inmaterial de la Humanidad

– Los “castells” son torres humanas erigidas generalmente con motivo de la celebración de festividades anuales en ciudades y pueblos de Cataluña por grupos de aficionados mantenedores de esta costumbre. Tradicionalmente, los “castells” se levantan en la plaza situada delante de la fachada donde se encuentra el balcón principal del edificio del ayuntamiento. Colocándose sucesivamente unos encima de los hombros de los otros, los “castellers” forman torres humanas de seis a diez pisos. El “tronc” de la torre, que está formado por los pisos que se elevan a partir del segundo nivel, lo mantienen en su parte inferior hasta cinco hombres extremadamente robustos sobre los que descansan muchachas o muchachos jóvenes más esbeltos. Por último, la “pom de dalt”, esto es, la sección formada por los tres últimos pisos de la torre la conforman niños y niñas. En la formación de la “pinya”, el conglomerado humano que forma la base de la torre, puede participar, en principio, cualquiera de las personas presentes. Los grupos de “castellers” se diferencian por su indumentaria, y más concretamente por el color de sus camisas. La ancha faja con la que se protegen la espalda sirve también de punto de apoyo para los que van trepan hacia los pisos superiores de la torre. Antes y después de que se forme el “castell”, los músicos ejecutan diversas melodías populares con una dulzaina llamada “gralla”, que acompaña también el ritmo de construcción de la torre a medida que se va levantando. La técnica de formación de los “castells” se viene transmitiendo tradicionalmente de generación en generación dentro de grupos y se adquiere exclusivamente mediante la práctica.

.
.
.
Fuente vídeo Mike Randolph/Vimeo

IMPORTANTE: La publicidad Google Adsense que aparece al final de este post no ha sido gestionada por la autora de este blog, por lo que no me hago responsable de los productos anunciados, ni me genera ningún tipo de ingresos, dicha publicidad es generada por WordPress, y a dicha empresa van dirigidas las ganancias que los “click” sobre las empresas anunciadas generen.